El Documental Caniba muestra la historia aterradora del caníbal de 1981El Documental Caniba muestra la historia aterradora del caníbal de 1981

Revive “El vampiro de Japón” en el documental “Caniba”

El documental basado en hechos reales relata el caso del asiático caníbal Issei Sagawa que en 1981 que horrorizó al mundo

Madrid, sep (EFE).-El caso del caníbal japonés Issei Sagawa conmocionó al mundo  en 1981 revive en el Festival de Cine de Venecia. La historia de cómo un joven asiático estudiante en la Universidad Soborna de París, asesinó, violó y congeló el cuerpo de Renée Hartevelt, una chica holandesa de la misma universidad para devorar su cuerpo en los días posteriores.

Un caníbal en Venecia

Esta historia ha revivido en forma de documental  llamado “Caniba” en la “Mostra” de Venecia gracias a los antropólogos Verena Paravel y Lucien Castaing-Taylor,que han recogido en el filme los hechos reales de la historia de “El vampiro de Japón”

mpiro de japon en caniba 2

La directora de cine suiza Verena Paravel posa durante la presentación de la película “Caniba”.
EFE/Claudio Onorats

El documental cuyos autores afirman que “no pretende justificar el delito” pretende ser “una reflexión sobre el sorprendente significado del deseo caníbal en la existencia humana a través de la experiencia de Issei Sagawa”.

Fue declarado demente e internado en un hospital psiquiátrico de París hasta que, unos meses más tarde, fue repatriado a Japón, donde el caníbal confeso logró quedar en libertad convirtiéndose además en una figura de relevancia mediática.

Si no coméis la carne del Hijo del hombre, y no bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros

La cinta es una sucesión de confesiones y primeros planos del criminal, postrado en su apartamento en un evidente estado de turbación mental y asistido por su hermano, Jun, con quien dialoga.

Sagawa asegura ante el objetivo, con la mirada perdida, que el canibalismo “está nutrido de deseos fetichistas”, y lo dice mientras confiesa su inquietante gusto por los personajes de Disney, por los juguetes de peluche y por el chocolate.

El vampiro de Japón

Asimismo manifiesta abiertamente su predilección por las mujeres occidentales desde que, según recuerda, con tono pausado, vio en la pantalla a Grace Kelly en el western (1952).

El “vampiro de Japón”, como es conocido, dejó plasmados aquellos días devorando el cadáver de la muchacha en un perturbador cómic.

Los creadores del documental consideran que comer personas “está más cerca de la condición humana de lo que la mayor parte de la gente quiera creer, ya sea por sus muchas analogías con la sexualidad y la espiritualidad, o porque ha afectado a toda la humanidad durante su historia y evolución”.

Quizá por eso “Caniba” arranca con una cita de Jesús de Nazaret extraída del Evangelio: “En verdad, en verdad os digo: si no coméis la carne del Hijo del hombre, y no bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros”. EFE

Tagged with: ,
Posted in Cine&tv

Lo más en EFE Estilo
  • Visto
  • Nube de tags

Madrid, sep (EFE).-El caso del caníbal japonés Issei Sagawa conmocionó al mundo  en 1981 revive en el Festival de Cine de Venecia. La historia de cómo un joven asiático estudiante en la Universidad Soborna de París, asesinó, violó y congeló el cuerpo de Renée Hartevelt, una chica holandesa de la misma universidad para devorar su cuerpo en los días posteriores.

Un caníbal en Venecia

Esta historia ha revivido en forma de documental  llamado “Caniba” en la “Mostra” de Venecia gracias a los antropólogos Verena Paravel y Lucien Castaing-Taylor,que han recogido en el filme los hechos reales de la historia de “El vampiro de Japón”

mpiro de japon en caniba 2

La directora de cine suiza Verena Paravel posa durante la presentación de la película “Caniba”.
EFE/Claudio Onorats

El documental cuyos autores afirman que “no pretende justificar el delito” pretende ser “una reflexión sobre el sorprendente significado del deseo caníbal en la existencia humana a través de la experiencia de Issei Sagawa”.

Fue declarado demente e internado en un hospital psiquiátrico de París hasta que, unos meses más tarde, fue repatriado a Japón, donde el caníbal confeso logró quedar en libertad convirtiéndose además en una figura de relevancia mediática.

Si no coméis la carne del Hijo del hombre, y no bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros

La cinta es una sucesión de confesiones y primeros planos del criminal, postrado en su apartamento en un evidente estado de turbación mental y asistido por su hermano, Jun, con quien dialoga.

Sagawa asegura ante el objetivo, con la mirada perdida, que el canibalismo “está nutrido de deseos fetichistas”, y lo dice mientras confiesa su inquietante gusto por los personajes de Disney, por los juguetes de peluche y por el chocolate.

El vampiro de Japón

Asimismo manifiesta abiertamente su predilección por las mujeres occidentales desde que, según recuerda, con tono pausado, vio en la pantalla a Grace Kelly en el western (1952).

El “vampiro de Japón”, como es conocido, dejó plasmados aquellos días devorando el cadáver de la muchacha en un perturbador cómic.

Los creadores del documental consideran que comer personas “está más cerca de la condición humana de lo que la mayor parte de la gente quiera creer, ya sea por sus muchas analogías con la sexualidad y la espiritualidad, o porque ha afectado a toda la humanidad durante su historia y evolución”.

Quizá por eso “Caniba” arranca con una cita de Jesús de Nazaret extraída del Evangelio: “En verdad, en verdad os digo: si no coméis la carne del Hijo del hombre, y no bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros”. EFE

Efe Estilo en Twitter
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies