Combustible “verde”, un proyecto que aúna la belleza con la ciencia

Desterrar el petróleo y sus derivados en busca de un combustible “verde” es el objetivo de la investigadora Eva Pellicer, la única española galardonada con una beca del prestigioso programa “Mujeres en la Ciencia”

Madrid, mar (EFE).- La científica catalana Eva Pellicer recibe hoy en la Universidad de la Sorbona de París la prestigiosa beca “Mujeres en la Ciencia”, un premio que dará “transcendencia” a su investigación sobre un combustible “verde” que responde a su particular empeño en mejorar y embellecer el mundo.

Horas antes de recibir el galardón que tiene como objetivo respaldar el trabajo de mujeres investigadoras de todo el mundo, promovido por la Unesco y por la Fundación L’Oréal, en una entrevista con Efe, la investigadora catalana asegura que el premio es “una gran alegría, una recompensa al esfuerzo y a la perseverancia”.

Eva Pellicer, la única española ganadora de una beca del programa "Mujeres en la Ciencia", promovido por la Unesco y por la Fundación L'Oréal. Recogiendo su premio en España. Cedida por L'Oreal/EFE

Eva Pellicer, la única española ganadora de una beca del programa “Mujeres en la Ciencia”, promovido por la Unesco y por la Fundación L’Oréal. Recogiendo su premio en España. Cedida por L’Oreal/EFE

Un galardón que nace en 1998 y en el que la belleza y la ciencia se alían para lograr que las mujeres ocupen el lugar que merecen en investigaciones fundamentales, como la producción de materiales energéticos o la mejora de las condiciones de vida.

En 15 años de participación de España en el programa internacional “Mujeres en la Ciencia”, que nació con el reto de apoyar económicamente a investigadoras con “revolucionarios descubrimientos”, Pellicer es la cuarta científica española que obtiene una beca de dos años, de 30.000 euros, para desarrollar su proyecto sobre un nuevo modelo de energía verde.

Doctora en Química e investigadora “Ramón y Cajal” en el departamento de Física de la Universidad Autónoma de Barcelona, la científica, de 37 años, lleva dedicada tres años en cuerpo y alma a su investigación, centrada en encontrar fórmulas alternativas para hacer más sostenible el modelo energético actual.

Su proyecto investiga cómo producir hidrógeno a partir de agua, empleando electricidad y catalizadores

Su proyecto investiga cómo producir hidrógeno a partir de agua, empleando electricidad y catalizadores. Un combustible que define como “verde” y que podría funcionar como carburante en automóviles, aviones y en la industria en general.

Combustible limpio

El futuro combustible es “limpio”, asegura Pellicer, porque para que el hidrógeno produzca energía se tiene que combinar con el oxígeno y la reacción es “vapor de agua”.

Actualmente, se produce hidrógeno a escala de laboratorio, la más empleada es a partir del gas natural, “pero también contamina”, indica Pellicer y, de ahí, que busque otras estrategias a partir de la molécula de agua.

Pellicer, quien reconoce que la repercusión del premio dará “trascendencia” a la investigación y hará que se “valore”, asume que no va a transformar “de un día para otro” el panorama energético, pero sí puede “contribuir a que cambie”, afirma.

La situación de las investigadoras no es fácil, donde sigue existiendo el llamado “efecto Matilda”

 

El proyecto “va en esa dirección”, indica Pellicer, que busca la manera de no depender tanto del petróleo y sus derivados, “altamente contaminantes”, al producir gran cantidad de gases tóxicos que van a la atmósfera y que son los responsables del calentamiento global.

Reconoce que, como mujer, a medida que se “escala” en el mundo científico, la situación de las investigadoras no es fácil, donde sigue existiendo el llamado “efecto Matilda”, un término acuñado por la historiadora de la ciencia Margaret W. Rossiter, en honor de Matilda J. Gage, por el que se identifica una situación social donde las mujeres científicas reciben menos crédito y reconocimiento por su trabajo.

Investigadora vocacional

“En España se vive una situación precaria. Las posibilidades de conseguir una plaza son complicadas. Es muy triste, aunque en mi caso la suerte me ha acompañado, pero también es verdad que le dedico muchas horas”, dice esta investigadora “vocacional”, todo un ejemplo de superación personal, con una minusvalía del 67 % desde los 16 años, cuando le diagnosticaron artritis reumatoide crónica.

Solo el 30 por ciento de los investigadores en el mundo son mujeres que deben sortear numerosas barreras para desarrollar una carrera científica, según datos de la Unesco.

Ana Arribas, responsable de "Mujeres en la Ciencia", de la Fundación L'Orèal España. L'Orèal/EFE

Ana Arribas, responsable de “Mujeres en la Ciencia”, de la Fundación L’Orèal España. L’Orèal/EFE

La responsable del programa de L’Orèal en España, Ana Arribas, detalla que “Mujeres en la Ciencia” ha homenajeado a 2.250 mujeres con “talento”, de más de 110 países.

La intención de la Fundación L’Oréal y la Unesco es reconocer el trabajo de unas mujeres que se esfuerzan por desarrollar una labor poco “visible”.

Cuatro españolas menores de 40 años han sido becadas desde la creación de “Mujeres en la Ciencia”. Un “orgullo”, confiesa Arribas, teniendo en cuenta los proyectos de alto nivel que se presentan en cada convocatoria.

Advierte de que la unión entre el mundo de la belleza y la ciencia está presente desde el inicio de la marca, “está en nuestro ADN”, pues Eugène Shueller, su fundador, era químico y, por tanto, desde el “corazón” de la compañía, confiesa, se vive con intensidad la entrega de estos premios.

El programa L’Oréal-UNESCO “For Women in Science” galardona a cinco científicas de prestigio por su carrera de excelencia, y las becas internacionales concedidas a 15 jóvenes investigadoras (tres por continente), cuyos proyectos de alto potencial sean viables para contribuir al avance científico y social.

Unos galardones que dan visibilidad y apoyo a unas mujeres a las que les quedan “muchas cosas por explorar”

Premios que recibirán, entre otras, la catedrática de la Universidad de Ciencia y Tecnología de China, Yi Xie; la catedrática de la Universidad de Oxford, en Reino Unido, Dame Carol Robinson o la catedrática brasileña de la Universidad Federal de Río Grande Do Sul.

Unos galardones que dan visibilidad y apoyo a unas mujeres a las que les quedan “muchas cosas por explorar”, como explica Pellicer, quien concluye: “La ciencia nunca se termina”.EFE

 

Tagged with:
Posted in Belleza

Efe Estilo en Twitter
EFEempresasEfe saludbanner_practica-español-300x125
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies