El duque de Alba no echa de menos estar solo

Educado y exquisito, el duque de Alba manifiesta entusiasmo cuando habla de sus hijos

Madrid, jul (EFE).- Desde el pasado 16 de junio, Carlos Fitz-James Stuart y Martínez de Irujo es oficialmente duque de Alba, el decimonoveno heredero del título nobiliario con más solera y tradición en España; de esta importante labor y de su faceta más personal, habla en una entrevista concedida a la Agencia Efe.

El duque de Alba manifiesta entusiasmo cuando se refiere a sus dos hijos, con los que mantiene una relación que califica de “muy buena”.

Dos jóvenes de hoy a los que su padre ha educado en los mismos valores que a él le inculcaron sus padres, Cayetana de Alba y Luis Martínez de Irujo. “Creo que les he educado bien; yo estoy muy contento y orgulloso de ellos”, insiste.

PREGUNTA.- ¿Echa en falta la compañía de una pareja para afrontar esta nueva etapa vital?

RESPUESTA.- La verdad es que no.

“Serio, más bien tímido y con mucho sentido del humor”. Estos son, según sus palabras, los rasgos más destacados del carácter de este madrileño nacido el 2 de octubre de 1948, licenciado en Derecho por la Universidad Complutense, sobre quien recae la responsabilidad de proyectar hacia el futuro un legado con más de 600 años de historia.

Un hombre de educación y trato exquisitos a quien le gustaría que los españoles vieran en él a “una persona responsable y de su tiempo”.

El 18 de junio de 1988, en el altar mayor de la catedral de Sevilla, el entonces duque de Huéscar contraía matrimonio con Matilde de Solís-Beaumont y Martínez Campos, hija de los marqueses de la Motilla y condes de Casa Alegre, una familia noble sevillana también de gran tradición.

GRA078. MADRID, 15/07/2015.- Carlos Fitz-James Stuart Martínez de Irujo, XIX duque de Alba, el más noble de cuantos nobles hay en España, por cantidad, medio centenar, y antigüedad de los títulos nobiliarios que ostenta, durante la entrevista concedida a EFE en el Palacio de Liria, en la que ha afirmado que tiene muy claro que la nobleza debe actuar ahora y siempre "con ejemplaridad" y lealtad a la Corona. EFE/Ángel Díaz

GRA078. MADRID, 15/07/2015.- Carlos Fitz-James Stuart Martínez de Irujo, XIX duque de Alba, el más noble de cuantos nobles hay en España, por cantidad, medio centenar, y antigüedad de los títulos nobiliarios que ostenta, durante la entrevista concedida a EFE en el Palacio de Liria, en la que ha afirmado que tiene muy claro que la nobleza debe actuar ahora y siempre “con ejemplaridad” y lealtad a la Corona. EFE/Ángel Díaz

Justo hoy se ha conocido la revelación de su exesposa, quien el pasado 11 de junio publicó en su cuenta personal de Facebook, un relato en el que acusaba al psiquiatra sevillano, Javier Criado, de supuestos abusos sexuales.

Ahora, la Fiscalía de Sevilla investiga esos supuestos abusos denunciados por Matilde Solís (52 años) y otras cinco mujeres afectadas por depresión.

Con Matilde Solís, el Duque de Alba tuvo dos hijos: Fernando, futuro XX duque de Alba, que trabaja en una entidad bancaria española, y Carlos. Después de estudiar en Boston, ahora viven entre Madrid y Sevilla. En 2000, Carlos y Matilde rompieron su matrimonio, que en 2006 recibió la nulidad eclesiástica.

Posteriormente, Carlos Fitz-James Stuart fue fotografiado en numerosas ocasiones y lugares en compañía de la empresaria y financiera Alicia Koplowitz. Y aunque muchos medios afirmaron que entre ellos había algo más que una estrecha amistad, la pareja nunca confirmó que eso fuera así. Desde hace ya tiempo, no se les ha vuelto a ver ni a fotografiar juntos.

ESPAÑA COLOMBIA:GRA500. MADRID, 02/03/2015.- La reina Letizia saluda a Carlos Fitz-James Stuart (d), duque de Huéscar y primogénito y heredero de la Casa Ducal de Alba, momentos antes de la cena de gala que los Reyes han ofrecido hoy en el Palacio Real al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos y su esposa, con motivo de su visita de Estado a España de tres días. EFE/Alberto Martín

ESPAÑA COLOMBIA:GRA500. MADRID, 02/03/2015.- La reina Letizia saluda a Carlos Fitz-James Stuart (d), duque de Huéscar y primogénito y heredero de la Casa Ducal de Alba, momentos antes de la cena de gala que los Reyes han ofrecido hoy en el Palacio Real al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos y su esposa, con motivo de su visita de Estado a España de tres días. EFE/Alberto Martín

El XIX duque de Alba cree que la imagen que de él transmiten los medios de comunicación “sí” se corresponde con la realidad, y en cuanto a aficiones se declara amante de la navegación -“Me encanta la mar”, asegura-, el cine, la lectura, de libros de historia y biografías, y la música, todo tipo de músicas.

Por personalidad, continúa, no ha sido “nunca mediático”, como sí lo fue su madre, hasta el final de sus días, si bien “eso no quiere decir -puntualiza- que no procure tener la presencia (en los medios) que mi vida requiera en cada momento”.

“Siempre -insiste- he procurado ser discreto y, en la medida de lo posible, me gustaría seguir siéndolo; naturalmente, cumpliendo con todas mis obligaciones”.

PREGUNTA.- Siete meses después del fallecimiento de su madre ¿cómo son las relaciones de sus seis hijos? (Carlos, Alfonso, Jacobo, Fernando, Cayetano y Eugenia).

RESPUESTA.- Todos los hermanos tenemos buena relación (responde lacónico).

PREGUNTA.- ¿Y de los seis con el tercer esposo de su madre, Alfonso Díez, su viudo?

RESPUESTA.- También muy buenas (asegura con igual o mayor laconismo).

PREGUNTA.- En la biografía de su madre, “Lo que la vida me ha enseñado”, su madre decía de usted que es conservador, y se mostraba convencida de que protegerá el título, su historia y su patrimonio. ¿Será éste su principal objetivo vital hasta el final de sus días?

RESPUESTA.- Sí. Desearía que al final de mi vida pudiera tener la conciencia tranquila de haber conservado, en la medida de lo posible, todo aquello que me ha llegado de mis antepasados, y poderlo transmitir a mis sucesores.

Un imponente legado histórico, artístico, económico y cultural que desde el siglo XV, con el primer duque, García Álvarez de Toledo, hasta hoy no ha parado de crecer, custodiado con mimo por los antepasados de Carlos Fitz-James Stuart.

ESPAÑA COLOMBIA:GRA500. MADRID, 02/03/2015.- La reina Letizia saluda a Carlos Fitz-James Stuart (d), duque de Huéscar y primogénito y heredero de la Casa Ducal de Alba, momentos antes de la cena de gala que los Reyes han ofrecido hoy en el Palacio Real al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos y su esposa, con motivo de su visita de Estado a España de tres días. EFE/Alberto Martín

ESPAÑA COLOMBIA:GRA500. MADRID, 02/03/2015.- La reina Letizia saluda a Carlos Fitz-James Stuart (d), duque de Huéscar y primogénito y heredero de la Casa Ducal de Alba, momentos antes de la cena de gala que los Reyes han ofrecido hoy en el Palacio Real al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos y su esposa, con motivo de su visita de Estado a España de tres días. EFE/Alberto Martín

Un patrimonio familiar -la de los Alba es una de las colecciones privadas de arte más importantes del mundo- que ha sufrido también las consecuencias de una crisis económica que ha golpeado con dureza en los últimos años.

Sobre la herencia de la duquesa Cayetana, que en gran parte legó en vida a sus seis hijos, su primogénito, Carlos, se limita a decir que “simplemente quedan fuera unos flecos” por resolver. Solo así se cerrará definitivamente ese capítulo familiar.EFE

 

 

 

Posted in Personajes

Efe Estilo en Twitter
EFEverdeEFEagroEFEempresasEfe salud
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies