• Actrices y actores se unen en negro contra el sexismo en la industria del entretenimiento. EFE/Mike NelsonActrices y actores se unen en negro contra el sexismo en la industria del entretenimiento. EFE/Mike Nelson
  • Actrices y actores se unen en negro contra el sexismo en la industria del entretenimiento. EFE/Mike Nelson
  • Actrices y actores se unen en negro contra el sexismo en la industria del entretenimiento. EFE/Mike Nelson
Actrices y actores se unen en negro contra el sexismo en la industria del entretenimiento. EFE/Mike NelsonActrices y actores se unen en negro contra el sexismo en la industria del entretenimiento. EFE/Mike NelsonActrices y actores se unen en negro contra el sexismo en la industria del entretenimiento. EFE/Mike Nelson

El negro, mucho más allá del luto

En los últimos años, el color negro ha ido desprendiéndose del luto protocolario y ha ganado nuevos significados como color de la lucha feminista.

Madrid, ene 2018 (EFE).- Los últimos Globos de Oro harán historia por la unión de actrices y actores contra los abusos a mujeres en la industria del entretenimiento. Un gesto que tiñó la gala de negro en señal de luto ante el sexismo con los intérpretes vestidos en “total black”, un tono que ahora también es fuerza, inconformismo y lucha.

Desde veteranas como Meryl Streep y Susan Sarandon hasta las nuevas generaciones, como el elenco de la exitosa serie de Netflix “Stranger Things”. Casi todos los invitados que desfilaron por la alfombra roja de los Globos de Oro se unieron bajo una misma consigna: el color negro y el lema “Time is up” (el tiempo se ha terminado), en referencia a los abusos machistas que, en pleno siglo XXI, aún enturbian la industria.

“El negro siempre ha estado presente a nivel de rebeldía, pero en los Globos de Oro la fuerza del negro no ha venido del estilismo individual de cada invitado, sino de esa ola negra que formaron entre todos” ha explicado a Efe Estilo Rafael García, director del Grado en Diseño de Moda de ESNE.

Activismo de colores

No es la primera vez que una “ola” de color se convierte en el emblema de un movimiento social. Quizá el primero en venir a la mente sea el famoso sombrero rosa con orejas que lucieron mujeres de todo el mundo en la “Women’s March“, el pasado 21 de enero.

Un fenómeno social que, ese mismo día, también dejaba “total looks” para el recuerdo, como las marchas anti-Trump, que se tiñeron de rojo para protestar contra el sexismo de la entonces recién estrenada administración estadounidense.

negro luto

Penélope Cruz se sumó a la especial etiqueta de los Globos de Oro. EFE/Mike Nelson

Fue también el caso de los “días negros”, un concepto que nació en Argentina en octubre de 2016 y que transcurrió como unas jornadas en las que se llamó a las mujeres a vestir de luto y hacer huelga para visibilizar a quienes ya no están, víctimas de asesinatos fruto de la violencia machista.

Ahora, esta reclama ha llegado a uno de los escenarios más mediáticos de la industria del cine: una alfombra roja, la de los Globos de Oro, donde actores y actrices se han unido para decir “basta” a los abusos sexuales que las mujeres han sufrido y siguen sufriendo en general, y en la factoría Hollywood en particular.

“El negro siempre ha estado presente a nivel de rebeldía, pero en los Globos de Oro la fuerza del negro no ha venido del estilismo individual de cada invitado, sino de esa ola negra que formaron entre todos” ha explicado Rafael García

Un movimiento que se desató por las numerosas acusaciones de abusos sexuales y violación que pesan sobre el productor Harvey Weinstein, y que han servido para destacar otros casos de abuso derivados de las posiciones masculinas de poder que existen en la industria.

La primera en señalar al productor fue la actriz Lucia Evans, cuya denuncia supuso el detonante de un levantamiento de actrices que, en la estela de su valentía, revelaron al mundo sus propias experiencias de abusos, amenazas y vejaciones por parte de Weinstein, que siempre ha negado la mayor.

Por el momento, ya son más de 80 las mujeres que han afirmado haber sufrido abusos sexuales por parte del productor. La última de ellas, Salma Hayek, recibió una contestación un poco más exhaustiva del acusado, quien afirmaba que no había sido más que “un malentendido” causado por “tensiones creativas” durante el rodaje de la película “Frida”, protagonizada por la mejicana.

Weinstein resultó ser solo el primero de una larga lista de supuestos abusadores que acostumbramos a ver en la gran pantalla, como el actor Kevin Spacey, quien, en consecuencia, fue apartado de la serie “House of Cards” tras ser acusado de practicar abusos sexuales a otros hombres, incluso a menores, o Ed Westwick, que ha sido despedido de la mini serie “Ordela by Innocence” después de ser acusado de violación por dos mujeres, fuera del mundo del cine.

El negro, del luto a la lucha

“Lo más interesante en este caso es que, por primera vez, el protocolo lo ha marcado la mujer y no el hombre”, señala García. Y es que “siempre” es el atuendo del hombre el que impone las pautas que debe seguir el armario femenino, pero esta vez han sido las actrices quienes han llevado la voz cantante.

Dakota Johnson se sumó a la especial etiqueta de los Globos de Oro. EFE/Mike Nelson

De hecho, esto es solo una prueba más de que “el protocolo es algo obsoleto”, y es que como señala el experto en moda, la etiqueta venía marcada por los ritmos de vida, que “han cambiado por completo” arrastrando consigo a la manera de vestir. “Ahora el director de Apple trabaja en camiseta y en Burguer King te atiende una persona con corbata”, destaca.

“El negro ha perdido completamente su carga negativa, ahora es modernidad, elegancia, rebeldía”, asegura Rafael García

Más ejemplos de protocolo en desuso hay entre la realeza, gran abanderada de la etiqueta, pero que ya empieza a saltarse las normas. García recuerda la boda de los actuales Reyes de España, en la que la reina Rania de Jordania rompió el protocolo vistiendo una falda larga, en una ceremonia en la que se exigía vestimenta de cóctel.

“El protocolo ha ido siguiendo el devenir de la moda y esa idea antigua de etiqueta ya no es válida. Ahora no se trata tanto de adaptarse a la situación, sino de reflejar el momento personal por el que se está pasando y la importancia que tiene para cada persona ese momento”, afirma el experto de ESNE.

Estos cambios también han afectado a los usos del negro, que se ha salido de sus tradicionales citas de tarde-noche y ahora tiene cabida en cualquier momento del día. Buena prueba de ello da la popularización de este tono en las colecciones de deporte de las firmas “low cost”.

“Todas tiran de negro, porque es un color que estiliza, permite jugar con transparencias, mallas y brillos, como se ha hecho en los Globos de Oro, y es muy favorecedor”, señala García, y es que, al final, “detrás de esto hay una estrategia comercial, que es la misma que explica parte del éxito del vestidito negro”, el conocido como “little black dress”.

El negro pierde su protocolo

Precisamente, el también denominado “petite robe noire”, la creación mundialmente alabada de Gabrielle Chanel, que fue clave para acabar con los esquemas del negro, convirtiendo prenda y color en “un comodín”, una combinación “versátil y válida para cualquier momento”.

Dos características que ahora identifican al negro, que ha pasado del luto a la neutralidad, e incluso a la celebración. Firmas de moda nupcial como De la Cierva & Nicolás ya han propuesto el tono más oscuro de la paleta como alternativa a la blancura inmaculada de las novias. Una costumbre que se instaló en España durante los años de dictadura.

negro luto

Alicia Vikander se sumó a la especial etiqueta de los Globos de Oro. EFE/Mike Nelson

“El negro ha perdido completamente su carga negativa, ahora es modernidad, elegancia, rebeldía”, asegura Rafael García, quien aplaude la alfombra de los Globos de Oro. “Lo que me parece más bonito de este gesto es que se ha recuperado la semiología de la moda, la moda va de dentro a fuera, en contra de lo que se tiende a pensar.”

Sin embargo, el director tiene sus reservas con respecto a la eficacia del mensaje, sobre todo en lo que respecta a los actores, en masculino, quienes, a la zaga de la iniciativa femenina, se sumaron al “total black” hasta en la camisa, una combinación poco usual en alfombra roja.

“Los hombres se han sumado y han vestido por completo de negro, incluso las camisas, pero no han hablado mucho”, apunta García. “No sé si esa apariencia es un verdadero discurso, creo que en el colectivo femenino sí ha calado, pero en los hombres no lo tengo tan claro, porque no lo han demostrado con palabras”.

Una sospecha que cobra sentido si se tienen en cuenta gestos de la gala como la entrega del premio al mejor director, de manos y palabra de Natalie Portman, acompañada por Ron Howard.

“Lo más interesante en este caso es que, por primera vez, el protocolo lo ha marcado la mujer y no el hombre”, señala García

Al presentar los candidatos, la actriz reavivó el carácter reivindicativo de la velada diciendo: “Estos son los nominados, todos hombres”. Una frase que evidencia las desigualdades de la industria pero que, desafortunadamente, provocó la risa incómoda de su compañero y las miradas incrédulas de parte del sector masculino sentado en las butacas.

Una reacción que, por otro lado, no extraña a nadie. Y es que lograr que un grupo de actores se vistan de negro riguroso para una entrega de premios es un logro importante, pero pequeño en comparación con todo lo que queda por hacer, como alcanzar la igualdad salarial, ver a más mujeres en la butaca de “Director” de las grandes producciones y, sobre todo, acabar con los abusos sexuales.

Mientras tanto, el negro, el rosa, el rojo y cualquier otro color del círculo cromático seguirá sirviendo, vestidos de moda, para dar eco a las reclamas feministas, que este 2018 prometen seguir plantando cara a la desigualdad, también desde las pantallas.EFE

Tagged with: , , ,
Posted in Moda

Efe Estilo en Twitter
EFEEMPRESASEFEturPractica españolEFEagro
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies