Unas chicas pasean por Nómada Márket en una edición anterior.CEDIDAUnas chicas pasean por Nómada Márket en una edición anterior.CEDIDA

Nómada Market premia la originalidad desde su ático

Nómada Market vuelve una vez más al ático de la madrileña estación de Chamartín, hasta el domingo, para ofrecer desde joyas y prendas, hasta especias o jardines colgantes, en una edición donde el mercado se vuelve si cabe más alternativo, con productos diseñados en exclusiva para la ocasión

El diseño y el proceso de fabricación artesanal vuelven a los emblemas de la nueva edición de Nómada Market, “Vive la différence!” destinado a potenciar aún más la originalidad de los productos que se ofrecen en el, ya de por si, particular mercado.

Decoraciones de madera, en Nómada Márket.EFE/L.B.

Decoraciones de madera, en Nómada Márket.EFE/L.B.

En esta ocasión, el mercado, que nació hace diez años con una treintena de puestos, hoy acoge 190 “stands” de pequeños creadores ofrecerán objetos de decoración, comestibles, complementos, cuadros personalizados, ropa o incluso algo de botánica.

“Hemos organizado un concurso, por primera vez, en el que han podido participar todos los diseñadores, para que creasen productos exclusivos para el mercado, y para que los clientes puedan encontrar cosas nunca vistas”, explica a Efe Estilo Sol Goldentaer, una de las organizadoras del proyecto, quién también explica que el premio para el ganador será un “stand” gratuito en Navidad, “la edición en la que todo el mundo quiere participar”.

La originalidad a concurso

Un jurado formado por los organizadores y el equipo de prensa de Nómada Márket, la tienda “La Intrusa” y el blog “De tacones y bolsos” han elegido diez finalistas, cuyas creaciones, además de estar a la venta, se exponen en un mural.

El panel de finalistas del concurso de Nómada Market.EFE/L.B.

El panel de finalistas del concurso de Nómada Market.EFE/L.B.

Un móvil de plantas “kokedamas” de Rojomenta, inspiradas en los jardines japoneses; unos estilizados collares de madera de JP.4 Artwood; un set de especias de La Massala o unas ocas amantes de la música, hechas con la técnica del crochet, son algunos de los finalistas del concurso que también sirven para reflejar la diversidad de técnicas y artes que se mezclan en Nómada Market.

El ganador final será decisión de los visitantes del recinto, quienes entrarán en el sorteo de un lote de productos por emitir su voto.

Figuaras de crochet.EFE/L.B.

Figuaras de crochet.EFE/L.B.

Compras y serenatas

Como en sus ediciones anteriores, la entrada al mercadillo costará un euro -para los niños es gratuito-, y permitirá disfrutar de un rincón “gourmet”, de ambientación musical de varios disyoqueis y de la actuación en directo, el domingo, de “El cuarteto del amor”, un grupo que “irá pasando por las diferentes naves y amenizando la cola cantando serenatas románticas, durante la mañana”, explica Goldentaer.

Los talleres gratuitos, para los que es necesario inscribirse en el propio mercado, son otro de los atractivos presentes en Nómada Market.

“Este año contaremos, entre otras cosas, con un taller de ‘Chalk paint’, una técnica de moda para pintar madera, y un taller impartido por Javier Garantino, el ilustrador elegido para la cartelería del evento, que enseñará a liberar la mente y despertar la creatividad, animando a jugar”, cuenta la organizadora.

Complementos de cerámica teñidos con cenizas. EFE/L.B.

Complementos de cerámica teñidos con cenizas. EFE/L.B.

De los casi doscientos creadores, cerca de un 30 por ciento acuden por primera vez: “Que este año se hayan cumplido 10 años de la primera edición ha hecho que se volviese nómada, realmente, emigrando a Valencia y al centro Conde Duque de Madrid, y eso ha hecho ha creado más movimiento y renovación”, explica Goldentaer.

Artesanía que viaja

Gente de Valencia, de Barcelona o de Japón, como Saika Taku, quién repite por segunda vez en el evento con piezas de porcelana que fabrica, junto a su marido, en Granada, con colores elaborados naturalmente a partir de cenizas vegetales, que dan a la cerámica aspecto de piedras.

También por segunda vez, Mariona y Gloria, las manos detrás de Take-Away Crochet, que con esta técnica elaboran llaveros, banderolas con nombres, girasoles o cactus inspirados en personajes como Frida Kahlo.

Figuras hechas a mano con la técnica del crochet, en Nómada Márket.EFE/L.B.

Figuras hechas a mano con la técnica del crochet, en Nómada Márket.EFE/L.B.

“Los cactus no son muy difíciles, nos lleva hacerlos una hora, pero lo más complicado son las letras”, cuentan las artesanas del “crochet”, que han conseguido colar una de sus creaciones en la final del concurso.

“También hay muchos que llevan con nosotros desde la primera edición, donde éramos 30 diseñadores”, explica Goldenater, quién lo ilustra con el puesto de k1000, de Barcelona, quienes se unieron al proyecto en el año 2005.
“Ahora tienen un niño que viene con ellos, al que llamamos el niño del Nómada, esto ya es como una reunión familiar”, apostilla la organizadora.EFE

Tagged with: , ,
Posted in Tendencias

Efe Estilo en Twitter
EFEverdeEFEagroEFEempresasbanner_EFEtur300x125
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies